Seguidores

martes, 15 de marzo de 2011

ESCULTORES EN EL PATIO

Foto de familia de todos los artistas leoneses participantes en esta novedosa exposición escultórica.

Los escultores toman el palacio.

Dieciséis artistas leoneses presentan sus obras en Don Gutierre como remate a la iniciativa 'Escultura en el patio del palacio', abierta en el edificio hace ya dos años.

15/03/2011 marcelino cuevas león.

Una vez más tenemos que elogiar el ciclo titulado Escultura en el patio del palacio , en Don Gutierre, una iniciativa que ha permitido a los leoneses conocer de primera mano el estado actual de la escultura en esta tierra. Dieciséis artistas han realizado una instalación cada uno en el recoleto recinto, mostrando su creatividad y su compromiso artístico. Ahora, esos escultores se han unido en el mismo escenario para presentar una colectiva en la que ofrecen sobre todo obras de pequeño tamaño. Miguel Escanciano, siempre modesto y queriendo pasar desapercibido, ha sido el creador y coordinador del evento que, como saben, ha culminado con la publicación de un libro, de un extenso catálogo, en el que se resume su trabajo estos dos últimos años. Ha sido un empeño importante, difícil de llevar a cabo y resuelto con enorme efectividad por Escanciano, aquel cantor de Banderas de abril , que se ha convertido en afortunado comisario de exposiciones.

Para los artistas, para los sufridos escultores que tan pocas oportunidades tienen de mostrar sus obras, esta ha sido una estupenda ocasión y, además, ese catálogo supone para ellos la constancia en el futuro de su labor, de sus trabajos para este singular escenario. En la exposición, que permanecerá abierta hasta finales del próximo mes de abril, pueden admirarse obras como el 'sireno' de Amancio, al que él llama Ladrón de perlas . La fregona de acero inoxidable de Cuenllas. El precioso busto de una mujer africana, de Charo Acera. Un Neptuno del contundente Eutiquio Quijada. Una obra conceptual de Isabel Alonso. El virtuoso equilibrista de Pombo. El homenaje al minero de Laciana, de Jesús Trapote. Una afortunada fusión entre el acero y la madera de José Luis Casas. Un nuevo cubo de Juan Villoria. El loco pájaro de la noche, homenaje a Crémer, de Juan Carlos Uriarte. La vaca convertida en pez de Diego Segura, siempre reivindicativo, esta vez con un recuerdo para el inundado valle de Riaño. Una obra mural de Juárez & Palmero, unidos de nuevo para esta ocasión especial. La cabellera al viento de Ramón Villa. Las páginas de madera, típicas en la obra de Santocildes, y una original y hermosa peineta metálica de Vegonha Rodríguez.

Todos los que están son... pero aún faltan algunos escultores leoneses. Deseamos que la iniciativa tenga continuidad y que, incluso, se intente algo parecido con los pintores de León, sobre todo con quienes no tienen muchas oportunidades de mostrar sus obras habitualmente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario