Seguidores

miércoles, 24 de febrero de 2010

UNA SENSACIÓN.

Cuando llevo mucho tiempo trabajando, llega un momento, que el mundo desaparece y no estoy muy segura de lo que estoy haciendo, no soy muy consciente, mi control desaparece; al día siguiente o a los dos días, las hadas, las meigas, los duendes hacen el resto del trabajo y cuando lo ves, de nuevo, ha cambiado de tal manera que a veces tienes la sensación de que lo han terminado por ti.